Fiscal se manifestó disponible para un acuerdo judicial

Imputado por desacato y sin medidas cautelares quedó el prefecto de Carabineros de Talca.

Coronel Eugenio de la Fuente se presentó ante la sala número dos del Juzgado de Garantía de Talca vestido de uniforme, acompañado por dos abogados defensores particulares .

TALCA.- Sin medidas cautelares restrictivas de libertad y sin realizar declaraciones a los medios de comunicación, el coronel Eugenio de la Fuente, prefecto de Carabineros de Talca, abandonó ayer la sala número dos del Juzgado de Garantía de esta ciudad, luego que fuera formalizado por el delito de desacato.

El jefe policial llegó al tribunal vistiendo su uniforme y acompañado por los abogados Grace Salazar y Francisco Pinochet, quienes se presentaron como defensores particulares. El coronel era también acompañado por altos mandos policiales de la Prefectura y la Cuarta Comisaría de Talca, pero todos ellos vestidos de civil.

El fiscal, Óscar Salgado, jefe de la fiscalía local de San Javier, presentó cargos criminales ante el juez Víctor Rojas. Luego manifestó que no pediría medidas cautelares, atendida la calidad del imputado y su comparecencia a los actos de investigación. El plazo de cierre fue fijado en 30 días por el tribunal.

PRESIDIO E INHABILITACIÓN

A la salida, el fiscal sostuvo que “al imputado se le formalizó por su eventual responsabilidad en un desacato, cuyo bien jurídico es la correcta administración de justicia. Lo que se dijo es que el imputado, conociendo una resolución judicial que ordenaba entregar un detenido a la PDI, no lo realizó. Ese es el tipo penal”.

“Esto en directa relación con la denegación de auxilio. No solicitamos medidas cautelares por cuanto el imputado tiene domicilio conocido, además por su oficio, porque ha colaborado y ha declarado en la investigación. El plazo de cierre es brevísimo, porque las pesquisas están prácticamente agotadas”, indicó.

El fiscal precisó que el desacato está penado con 541 días a tres años de presidio; mientras que la denegación está sancionada con inhabilitación perpetua para cargos públicos y multa. “El Código Penal dice que los funcionarios policiales no podrán discutir ni contradecir las resoluciones judiciales o instrucciones de los fiscales”, afirmó.

“NO HABÍA UNA ORDEN”

Por su parte, la abogada Grace Salazar sostuvo que “hemos pedido un plazo de 30 días, porque creemos que es prudente para poner término a esta situación que, a nuestro juicio, es lamentable. La verdad es que no compartimos los criterios del Ministerio Público, pero vamos a estar atentos a lo que se determine”.

“Claramente no es un desacato. No había una orden judicial directa a nuestro representado y mucho menos que dispusiera la entrega de un detenido. Respecto a que no se pidieron medidas cautelares, eso era lógico, porque nuestro representado tiene una hoja de mérito intachable en su historial en Carabineros”, afirmó.

Grace Salazar precisó que “la ley le otorga al fiscal la facultad de dejar sin efecto una detención. Si no la ocupa, no es culpa del funcionario que efectuó la detención flagrante. Si la detención era irregular, el derecho del imputado era a quedar en libertad. Y la orden judicial –verbal o escrita- pudo haberse dado a Carabineros”.

Hernán Espinoza

Sumario terminado

La defensora, Grace Salazar, anunció que “el sumario que se realizó en contra de mi representado por estos hechos fue aprobado en la jefatura de zona y se estableció que no tenía responsabilidad administrativa alguna, porque no hubo incumplimiento de instrucciones de su superioridad jerárquica o del Ministerio Público”.

Posible acuerdo

La posibilidad de terminar la causa contra el prefecto de Carabineros de Talca a través de una salida alternativa a un juicio fue descartada –por ahora- por la defensa del coronel Eugenio de la Fuente. Al respecto, el fiscal Salgado sostuvo que “el Ministerio Público no está cerrado, pero la defensa no lo ha manifestado”.

“En principio se cumplen los requisitos legales, pero la solicitud no ha sido formalizada ni conversada con la defensa”, agregó. Y en cuanto al resultado del sumario administrativo, el fiscal sostuvo que “una cosa es la sede administrativa y otra la sede judicial. Lo que se resuelva en la primera no obliga a ningún tribunal”.

Fuente: Diario El Centro.

Deja un comentario